De estación en estación comenzó esta historia,
no es casualidad pero volvía a pasar por ahí
y sin darme cuenta estaba en Santa Ana,
una conexión más y volver a sentirte.

Volvía a caminar por el andén,
miré hacia las escalas y avancé,
ya estaba ahí, mi sangre en revolución,
contuve los pasos, la respiración y el corazón.

Estarán nuestros besos en el aroma,
los cajeros mirándonos embobados,
la piel de los pasajeros encendida, y,
el tiempo aún rozando nuestras ropas.

Estarán nuestras miradas hipnotizando
a quienes conocieron el amor, (nuestro)
las losas del piso aún temblando
por nuestros bailes, por nuestro amor.

Anuncios

5 comentarios sobre “Historia de amor, volver a sentirte, trece de enero

Responder

Introduce tus datos o haz clic en un icono para iniciar sesión:

Logo de WordPress.com

Estás comentando usando tu cuenta de WordPress.com. Cerrar sesión / Cambiar )

Imagen de Twitter

Estás comentando usando tu cuenta de Twitter. Cerrar sesión / Cambiar )

Foto de Facebook

Estás comentando usando tu cuenta de Facebook. Cerrar sesión / Cambiar )

Google+ photo

Estás comentando usando tu cuenta de Google+. Cerrar sesión / Cambiar )

Conectando a %s