Despoblen las calles de Caracas,
no habiten más sus mercados,
sus plazas y sus escuelas,
dejen que las secuelas,
enseñen a sus gobernados
a salir en alto con sus caras.

Emigren con su esperanza
a germinar otros campos, otros sueños,
denle oportunidad a la vida,
ella escoge sin sentido práctico,
se entrega a la tierra y vibra,
donde era yermo florece, sin miedo.

Organicen sus salidas, estrategia
de flores y poemas, metralla de letras,
de cantos y violines, de paz violenta,
una revolución silenciosa la de las hojas
escritas y benditas, desobedezcan al cielo
con sus estrellas certeras, a quemarropa la vida.

Al mar la espalda, al café y sus mañanas,
nadie muere sin sal o un tazón de vida,
el maíz servirá para otras comidas, olviden
para que nacieron amasando las arepas,
los nuevos platos borraran la idiosincrasia,
por la vida mejor el éxodo que la muerte.

Anuncios

Responder

Introduce tus datos o haz clic en un icono para iniciar sesión:

Logo de WordPress.com

Estás comentando usando tu cuenta de WordPress.com. Cerrar sesión / Cambiar )

Imagen de Twitter

Estás comentando usando tu cuenta de Twitter. Cerrar sesión / Cambiar )

Foto de Facebook

Estás comentando usando tu cuenta de Facebook. Cerrar sesión / Cambiar )

Google+ photo

Estás comentando usando tu cuenta de Google+. Cerrar sesión / Cambiar )

Conectando a %s