Adivina (V)

Mil borradores tirados a la basura y todavía no podía dar con el relato exacto de ésa mujer. Piel color rosa, labios siempre sedientos en rojo hambriento y caderas para los faltos de fe y honestidad. Sed para quienes desde una orilla beban apaciblemente sus gemidos huraños. Algún día escribiré a ese sitio de citas a ciegas, mientras tanto con imaginarnos ambos encontrados basta.

Responder

Introduce tus datos o haz clic en un icono para iniciar sesión:

Logo de WordPress.com

Estás comentando usando tu cuenta de WordPress.com. Cerrar sesión /  Cambiar )

Google photo

Estás comentando usando tu cuenta de Google. Cerrar sesión /  Cambiar )

Imagen de Twitter

Estás comentando usando tu cuenta de Twitter. Cerrar sesión /  Cambiar )

Foto de Facebook

Estás comentando usando tu cuenta de Facebook. Cerrar sesión /  Cambiar )

Conectando a %s

A %d blogueros les gusta esto:
close-alt close collapse comment ellipsis expand gallery heart lock menu next pinned previous reply search share star