Pertenencia

Nada pertenece a nada,
la voz suena
pero no es mía.

Pienso y eso es un logro,
pero tampoco
mío aunque creado está.

Miro más allá,
con un gran angular
pero sólo soy un catalejo.

Cuando creo escuchar
es solo un rebote
de otro cuerpo y voz.

Entonces siento y pregunto
¿Será mío?
un transplante es evidencia.

Por suerte las palabras
sin ser mía pues estaban
en el cementerio me representan.

Responder

Introduce tus datos o haz clic en un icono para iniciar sesión:

Logo de WordPress.com

Estás comentando usando tu cuenta de WordPress.com. Cerrar sesión /  Cambiar )

Google photo

Estás comentando usando tu cuenta de Google. Cerrar sesión /  Cambiar )

Imagen de Twitter

Estás comentando usando tu cuenta de Twitter. Cerrar sesión /  Cambiar )

Foto de Facebook

Estás comentando usando tu cuenta de Facebook. Cerrar sesión /  Cambiar )

Conectando a %s

A %d blogueros les gusta esto:
close-alt close collapse comment ellipsis expand gallery heart lock menu next pinned previous reply search share star