A veces escribo sobre…

Imagen gratuita, Pexels

Le tiene miedo a la noche; es un pez temiendo al mar. Más bien siente algo parecido a una similitud, en donde puede desaparecer, pero yo la entiendo y dejo una pequeña luz encendida y acompaña mis sueños.

Es un desastre su insomnio, va y viene por casa, tropieza en todo y la muy cobarde se esconde cuando despierto, aunque normal es escucharla hablar, reír y cantar. A veces me desquito al encender todas las luces de casa.

Me despierta por la mañana con un desliz entre ella y la cortina, mientras el sol de reojo me obliga a  saltar a la ducha, obvio también se mete conmigo; dice estar muy cansada y se apoya en mis pies. Canto sus canciones para joderla.

Ni se altera cuando me visto, hasta hace la mímica del desodorante en spray y las idas y venidas de cada prenda, sólo falta verla sacar la lengua por aburrida, porque más y sin embargo no se aparece frente al espejo, es rara.

Mi sombra.

Responder

Introduce tus datos o haz clic en un icono para iniciar sesión:

Logo de WordPress.com

Estás comentando usando tu cuenta de WordPress.com. Cerrar sesión /  Cambiar )

Google photo

Estás comentando usando tu cuenta de Google. Cerrar sesión /  Cambiar )

Imagen de Twitter

Estás comentando usando tu cuenta de Twitter. Cerrar sesión /  Cambiar )

Foto de Facebook

Estás comentando usando tu cuenta de Facebook. Cerrar sesión /  Cambiar )

Conectando a %s

A %d blogueros les gusta esto:
close-alt close collapse comment ellipsis expand gallery heart lock menu next pinned previous reply search share star